Isla de Hvar

La impresionante naturaleza y las condiciones históricas han hecho que la zona alrededor de la isla de Hvar sea una parte especialmente atractiva de la costa adriática. La forma actual de esta isla croata se debe a que todas las civilizaciones que han vivido allí a lo largo de los siglos han influido en el ambiente de la zona creando poco a poco su historia cultural. Hoy en día la isla de Hvar tiene una gran simbología y está cubierta de monumentos.

La isla de Hvar tiene un gran número de días soleados, más que cualquier otra isla croata de la costa adriática, además fue el comienzo de la actividad humana, desde los constructores mediterráneos del neolítico, a través de los helenistas que establecieron las ciudades de Hvar (Pharos en el pasado), y los romanos los cuales construyeron sus puertos y ciudades, hasta épocas posteriores, cuando esta isla croata dio ejemplo de su gran desarrollo cultural y artístico.

Más tarde, la isla ha vuelto a aparecer en el mapa cultural del Mar Mediterráneo, ya que se ha convertido en un gran centro turístico durante los meses de verano. La revista Traveler lo colocó en la lista de las diez islas más bellas del mundo. Hvar tiene un espíritu y un ambiente lleno de olor a lavanda, salvia, romero, brezo, menta, mirto, tomillo y numerosas otras hierbas que su fértil suelo regala. Esta isla croata está llena de vida y es el lugar donde el Sol se siente como en casa.

No hay necesidad de viajar lejos para experimentar la plenitud de la vida - todo lo que necesitas es navegar de una ensenada a otra alrededor de Hvar. Esta maravillosa isla croata es una prueba de que los sueños se pueden hacer realidad, o mejor dicho que el mundo real puede ser como un sueño.

Lugares de interés en la isla de Hvar:

Cerca de la parte suroeste de la isla de Hvar, hay un grupo de 16 islas y arrecifes, llamado Islas Pakleni, el cual posee una belleza natural realmente increíble. Conocida como la Arcadia de Hvar, estas islas de la costa adriática están llenas de bosques, playas y asombrosas ensenadas deshabitadas y rodeadas de un mar de aguas cristalinas. El mejor refugio en Pakleni es el ACI marina Palmizana en la isla croata de St. Klement. El puerto deportivo está protegido de cualquier tipo de viento. Sin embargo, con un fuerte viento procedente del suroeste, algunas olas pueden llegar a aparecer.

Palmizana, rodeado de bosques de pinos y otra flora exótica, es el lugar más antiguo y más reconocible de Hvar.

Stari Grad ("ciudad vieja") es el corazón de Hvar. Debido a su posición en el centro de la isla, a lo largo de los años, Stari Grad fue un puerto seguro para los marineros, los cuales han sido siempre bien recibidos por los residentes de la ciudad. La ciudad está situada en un paisaje de gran belleza con un mar de aguas cristalinas, el campo verde de Pharos, viñedos y plantaciones de aceitunas. La gran mayoría de los habitantes se dedican a la producción de vino y aceite de oliva, el cultivo de frutas, la pesca y el turismo. En esta ciudad encontrarás un gran número de alojamientos y posibilidades para comer: tabernas y restaurantes que sirven saludable comida casera y vinos tradicionales; Numerosos monumentos culturales, variedad de deportes y alternativas de recreación. La bahía de Stari Grad es una parada popular para la mayoría de los marineros y visitantes que pasan a través de Dalmacia central. La ciudad no está protegida de los vientos del norte, pero durante un verano caluroso, es uno de los pocos lugares en Dalmacia con brisa fresca. La historia de la ciudad, que se remonta a los comienzos del pasado milenio, ha dejado muchos hitos históricos en Stari Grad.

La ciudad más pequeña de esta isla croata, Vrboska, se encuentra en la parte sur de ésta, al final de una profunda y estrecha cala. Proporciona un buen refugio de todos los vientos. Debido al gran número de pequeños puentes que conectan esta isla croata con el centro de la cala, es conocida como la "Pequeña Venecia". Vrboska es notable por su naturaleza, sus monumentos históricos y la arquitectura de sus callejuelas. Uno de las atracciones más importantes de esta ciudad de Dalmacia es su museo de los pescadores, donde podrás ver todas las herramientas tradicionales que usaban.

Jelsa es una pequeña ciudad la cual se encuentra a poca distancia de los principales lugares turísticos de Dalmacia, pero lo suficientemente lejos para encontrar algo de paz y tranquilidad. El puerto de Jelsa, el cual tiene embarcaderos de hasta 12m de profundidad y está abierto por la parte norte; por lo tanto no es aconsejable atracar cuando el Bura sopla fuerte.